El Día Mundial de Tejer en Público se ha convertido en mucho más que el día de las tejedoras por excelencia. Este día fue un día de celebración, porque las tejedoras salimos a la calle. Y salimos con ganas de compartir algo que nos apasiona, y de conocer a otras tejedoras de nuestra comunidad local.

No importa si eres de Sevilla, si vives en los pueblos limítrofes, o si eres de la otra punta del mundo. No importa tu género, ni tu edad, ni tu condición, ni si eres más de punto o ganchillo, de lana, algodón o trapillo.  Porque para formar parte de la gran comunidad de tejedoras del mundo sólo es necesario tejer (o tener muchas ganas de aprenderlo). Todo lo demás no importa. Porque tejer nos une por encima de todo.

Así que este día fue una oportunidad para conocernos y poner rostros a esta enorme comunidad local de tejedor@s.

Todas juntas, aprovechamos este día para disfrutar de lo que nos apasiona y hacer saber al mundo que no estamos solas. Que somos muchas, y que cada vez somos más. Y que el secreto de nuestra felicidad es tan simple como un ovillo y unas agujas (ya sean de punto o de ganchillo).

Las claves del 2016 fueron:

COMPARTIR

Enseñando y aprendiendo unas de otras. Muchas manos generosas que enseñaron a compañeras que empezaban en el mundo del tejido, y a futuras nuevas generaciones de tejedoras.

TEJER JUNTAS

El día estuvo lleno de risas, ovillos y agujas. Compartiendo nuestro gran amor por el tejido, nos fuimos conociendo más unas a otras. Las tejedoras en solitario conocieron a diferentes grupos de tejedoras que se reúnen en Sevilla. Cada grupo con sus propias motivaciones, pero todos llenos de tejedoras maravillosas.

Gracias a, entre otras, el grupo de tejedoras “No-madeja-das”, las tejedoras de “Tejiendo para Abrigar Sevilla”, gracias a las alumnas de Juani Andoliando y a las de Sonia Desmadejada, que también pasaron por allí. Gracias a las clientas de Mariposa Tricotosa y de Delana. Gracias a todas las tejedoras que compartieron este evento en facebook y que hicieron que más tejedoras anónimas acudieran a conocerse y compartir un gran momento lanero juntas.

URBAN KNITTING

El día estaba abierto a ir con tu propia labor y tejer juntas lo que tuviéramos en nuestros ovillos, mostrarnos lo que hacemos y aprender de todas. Pero también hicimos un “urban knitting” sobre los árboles para animar la zona infantil del parque.

Pin It on Pinterest